Los 10 secretos mejor guardados para comprar una casa (Parte 1)

Aprovecha al máximo tu dinero con estos prácticos consejos para comprar una casa.

Ya juntaste un poco de dinero y te sientes listo para el compromiso de comprar un inmueble. Checa estos puntos que tal vez no estabas considerando y comprueba que de verdad estás al 100 para crear un patrimonio por tu cuenta.

1. Mantén tu dinero donde está

No es recomendable hacer grandes compras o mover tu dinero entre tres y seis meses antes de comprar casa. La intención es evitar cualquier riesgo que pueda comprometer tu perfil crediticio. La institución a la que pedirás financiamiento necesita comprobar que eres confiable y necesita registros (buró de crédito) o un documento para que puedan darte el mejor préstamo posible. Si solicitas nuevas tarjetas de crédito, acumulas demasiadas deudas o compras muchos artículos costosos, será más difícil que obtengas un crédito hipotecario.

2. Obtén la preaprobación de tu crédito de vivienda

Existe una gran diferencia entre un comprador que está en el proceso de preaprobación y otro que ya tiene su hipoteca preaprobada. Cuando solicitas un crédito a algún banco, este analiza tu perfil personal y profesional para asegurarse de que cuentas con la solvencia necesaria para hacer frente a una hipoteca. Obtener la aprobación de un prestamista implica que éste sabe cuánto puedes pagar y cuánto te prestarán. Es muy importante tener certeza de que tu solicitud de hipoteca no fue rechazada porque así no perderás tiempo ni energía viendo casas que no puedes permitirte comprar. De igual forma, te da la oportunidad de buscar el mejor trato, comparar y elegir la opción de crédito más adecuada para tu perfil.

3. Evita una disputa por cm2 de más o de menos

 Es básico saber exactamente lo que estás comprando y conocer con precisión los límites de la propiedad, ya que esto te salvará de posibles riñas con los vecinos. Además, los impuestos que pagarás por tu propiedad se basarán, entre otras cosas, en sus medidas. Es mejor contar con los datos exactos desde el principio.

4. No trates de ajustar el mercado a la compra de vivienda

No conviertas en una obsesión tratar de sincronizar el mercado y averiguar cuándo es el mejor momento para comprar. Anticipar el comportamiento del mercado de vivienda es imposible. El mejor momento para comprar es cuando encuentras la casa perfecta y cuentas con los recursos para pagarla. Los bienes inmuebles son cíclicos, suben, bajan y vuelven a subir. Si estás esperando el momento perfecto, es probable que nunca llegue.

5. Más grande no siempre es mejor

Todos se sienten atraídos por la propiedad más grande y bonita de la cuadra. Pero cuando se trata de casas, la más grande no siempre es la mejor. De hecho, en el sector inmobiliario resulta hasta cierto punto contraproducente, pues los inmuebles más grandes, atraen a un público muy pequeño y no querrás limitar la cantidad de compradores cuando llegue el día en que desees revender. Recuerda, tu casa va a subir de valor en la misma medida que las casas vecinas, no importa cuán grandes o pequeñas sean en comparación con tu propiedad. Si pagas un millón de pesos por una casa y tus vecinos pagan 850 o 900 mil pesos, la plusvalía de tu casa será limitada.

No te pierdas los primeros 5 consejos que todo comprador de vivienda debe tener en cuenta en nuestra siguiente entrega.

Otros artículos relacionados

¿Cuéntanos qué opinas?

Mostrar
Ocultar