Smart Lending o un bróker hipotecario, ¿qué te conviene más?

Encontrar el mejor crédito hipotecario requiere una búsqueda detallada, en la que puedas comparar todas las opciones que hay en el mercado. Aunque pareciera que los brokers hipotecarios son una buena alternativa para encontrar un préstamo, existen otras opciones que debes considerar.

Comencemos por responder una pregunta clave: ¿qué es un bróker hipotecario? Se trata de un intermediario independiente que ofrece sus servicios para ayudar a las personas a adquirir una vivienda a través de un crédito hipotecario —normalmente, no ofrecen toda la oferta hipotecaria— que se apegue a su perfil.

Ventajas y desventajas de los brokers hipotecarios

Asesoría de expertos. Los brokers hipotecarios son expertos en el mercado de créditos para la compra de inmuebles. En general, tienen un gran conocimiento sobre las distintas ofertas crediticias con las que trabajan, razón por la que pueden asesorarte sobre tu mejor opción de préstamo.

Orientación gratuita. Los brokers hipotecarios no cobran comisión por la asesoría o el trámite, esto se debe a que ese porcentaje lo obtienen de las diversas instituciones financieras a las que les llevan los clientes.

Perfil crediticio. En la mayoría de los casos, los brokers proporcionan la mejor opción crediticia según las necesidades del comprador —aunque apegada sólo a los bancos con los que trabajan—. Es decir, buscan identificar tu perfil y brindarte una opción que se adapte a ti.

Integradores de expedientes. Normalmente, el bróker se acerca e integra todo el expediente para que puedas aplicar a diferentes bancos.

Desventajas

Burocracia de los bancos. Los brokers funcionan como intermediarios entre el cliente —es decir, la persona que busca un financiamiento para adquirir una casa o departamento— y la institución financiera que proporcionará la hipoteca. Es importante entender que, a pesar de la asesoría y el apoyo del bróker, el trámite se realiza finalmente con un banco, lo cual puede ser igual de burocrático y tardado aún con su ayuda.

Poca flexibilidad. No sólo te enfrentas a la misma lentitud en el trámite, también a los múltiples requisitos que solicitan los bancos desde un inicio, como carta laboral —con RFC, CURP, NSS, antigüedad, etcétera—, reporte de buró de crédito, acta de nacimiento, acta de matrimonio, comprobante de domicilio, entre otros. Cabe señalar que entregar toda la documentación no te garantiza que resultes candidato al crédito.

Incentivos engañosos. Aunque no ocurre siempre, la comisión que otorgan los bancos a los brokers por otorgar su crédito, puede ser un incentivo para llevar más clientes hacia una institución en particular —por lo regular, a la institución que le pague más—. En esos casos, no estarías optando por la mejor opción de crédito hipotecario, sino por la que le conviene al bróker en específico.

Apego a su oferta: Cada bróker hipotecario tiene su propia oferta, es decir, no trabajan con todas las instituciones —por ejemplo, prácticamente ningún bróker trabaja con BBVA —, únicamente con las que han pactado un acuerdo o comisión por crédito entregado. Por esta razón, no podemos decir que exista una objetividad total con la recomendación que realizan, ni que te permitan comparar toda la oferta hipotecaria.

¿Cómo comparar entre diferentes créditos?

Actualmente, tienes la opción de comparar y elegir por ti mismo, debido a que la mayoría de las instituciones financieras cuentan con información precisa en sus páginas de Internet. Si bien puede parecer más tardado, sabrás que estás tomando la mejor decisión y no la que le conviene a un bróker hipotecario.

Una vez que inicies el proceso comparativo, te recomendamos:

  • Revisar el CAT de cada institución con IVA incluido —normalmente, lo presentan sin IVA—.
  • Comparar los requisitos entre instituciones.
  • Considerar la rapidez, flexibilidad y transparencia de las diferentes opciones.
  • Comparar el proceso que lleva cada entidad financiera —si es online, si tiene simuladores o pre-aprobadores, etcétera—.

Además de los bancos tradicionales, puedes elegir otras empresas encargadas de otorgar créditos hipotecarios, algunas de ellas con mejores características y sin el peso de la burocracia.

Una institución financiera que se apega a las necesidades del mercado actual es Smart Lending, la primera hipoteca 100% digital en México. Entre sus ventajas destacan la rapidez y flexibilidad de su proceso, así como sus tasas competitivas, que van desde el 8.99% hasta el 10.99%.

Una de las ventajas que hace a Smart Lending diferente de la competencia, es que permite la co-acreditación ilimitada y sin restricciones, es decir, puedes unir ingresos con familiares, amigos o pareja del mismo sexo —sin necesidad de estar casados— para conseguir un préstamo mayor.

¿Smart Lending o bróker hipotecario?

Aunque esta comparación puede llevarte a pensar que Smart Lending trabaja de forma similar a los brokers, no es así. De hecho, una de sus propuestas de valor es eliminar intermediarios y ofrecer créditos hipotecarios de forma fácil y rápida.

Smart Lending es la primera financiera 100% digital de México. Entre sus beneficios destacan los siguientes:

  • Aprueban tu crédito en 12 horas, lo que permite concluir la compra del inmueble hasta 3 veces más rápido que con un banco o bróker hipotecario.
  • Gracias a su registro y regulación por parte de la Condusef, lo que ves es lo que es, es decir, no existen comisiones ocultas ni letras chiquitas.
  • Mayor crédito. Sus préstamos pueden ser superiores a los que ofrecen los bancos tradicionales, aun comprobando el mismo ingreso.
  • Personalización. Sus políticas flexibles se adaptan a tu comprobación de ingresos. Sin olvidar que tendrás asesoría personalizada en todo momento.

Si pensamos en el proceso de Smart Lending vs. un bróker hipotecario, también hay diferencias.

  1. Smart Lending ofrece un servicio 100% online. Es decir, no sólo tienes la oportunidad de simular y pre-aprobar tu crédito en línea, también harás la entrega de tus documentos desde la comodidad de tu hogar. Si bien una de las tareas de los brokers es entregar la documentación por ti, tendrás que esperar y acoplarte a sus tiempos, así como a la lentitud del trámite, según el banco que te otorgue el préstamo.
  2. En cuanto al tiempo de respuesta, Smart Lending vuelve a ponerse a la cabeza. Su pre-aprobación —que permite descubrir si eres candidato a un crédito y hasta cuánto te pueden prestar— no te quita más de 3 minutos y no requiere documentación. Si el proceso continúa sin problemas durante la aprobación, puedes estrenar tu casa en menos de un mes. Contrariamente, al trabajar con un bróker hipotecario, dependerás por completo de los tiempos de respuesta del banco que otorgue el crédito.

Sin importar la decisión que tomes, es esencial que consideres que ninguna entidad financiera presta el 100% del costo del inmueble. Antes de solicitar un crédito hipotecario, analiza el ahorro que tienes para cubrir los gastos iniciales, así como tu nivel de ingresos comprobables y tu comportamiento crediticio.

Si lo que buscas es determinar cuánto te podrían prestar para la compra de una casa, te recomendamos entrar al pre-aprobador de Smart Lending, donde podrás descubrirlo en 3 minutos, en un proceso sin costo y sin compromiso.

Artículo anteriorArtículo siguiente

Log in

You’ll be automatically logged in 5 seconds.

Forgot password?

Forgot your password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Close
of

Processing files…

Send this to a friend