5 consejos para establecer las expectativas de los clientes inmobiliarios

Tomarte un tiempo extra para guiar y explicar el proceso a tus clientes te ayudará a tener una transacción más tranquila y libre de estrés.

Comprar una casa es como tener un hijo. Es una montaña rusa de emociones producto de la emoción, ansiedad y lo desconocido.

¿Cómo será la entrega? ¿Cómo cambiará mi vida? ¿Saldrá bien el avalúo? ¿El crédito hipotecario será aprobado?

Las preguntas pueden no tener fin. Por ello es importante que, como asesor inmobiliario, te tomes el tiempo de explicar a tus clientes lo que sucederá y de esta manera formes las expectativas correctas para así ayudar a aliviar el estrés en ciertas situaciones. Aquí te compartimos 5 consejos que tu ayudarán a lograrlo:

1. Comienza por el principio

Como una conversación de introducción puedes empezar estableciendo los estándares que deben esperar de ti como su asesor. Cada agente inmobiliario puede ofrecer diferentes habilidades y es posible que tus clientes tengan una idea de cuáles son, sin embargo, es importante que te cerciores de que estén en la misma página que tú y asegúrate de hacer lo que te comprometes a hacer.

Por ejemplo, si le dices a tus clientes que les enviarás un correo electrónico con las propiedades disponibles esa noche y te pondrás en contacto al día siguiente a una hora específica, es tu deber hacer exactamente eso.

2. Resume el proceso de negociación

Como un profesional en bienes raíces experimentado ya sabes qué esperar de las negociaciones, pero tus clientes probablemente no. Y seamos honestos, no siempre es lo que ven en la televisión.

Tómate el tiempo de explicar la mejor manera de estructurar un acuerdo basado en fechas, el mercado, y las necesidades financieras. Ayúdales a entender las opciones de que los vendedores acepten, rechacen o contra-oferten.

3.  Habla sobre la inspección

La inspección marca el final de la “luna de miel”. El trabajo del inspector es dar a la propiedad una evaluación completa, y seguramente algunos aspectos saldrán a flote. Prepara a los compradores para posibles malas noticias y cómo manejarlas.

Hazles saber que las inspecciones abren ventanas de negociación, qué tipo de negociación es adecuada y qué reparaciones se puede solicitar y cuáles no.

4. Haz el crédito hipotecario algo fácil

Mantener las relaciones amigables es importante para cualquier negocio, particularmente aquellas que puede involucrar situaciones estresantes.

El crédito hipotecario es el aspecto que más tiempo consume en cualquier transacción, por ello mantener el proceso lo más sencillo posible hará que todos se mantengan en un buen humor. Asegúrate de que los clientes entiendan lo que se va a necesitar de ellos y asegúrate de que estén enterados de todas las fechas importantes del proceso.

5. Prepáralos para el cierre

Esta es la parte más feliz del proceso para todos los involucrados. Los propietarios están vendiendo, los clientes están comprando y a los asesores inmobiliarios les pagan por el trabajo hecho.

Asegúrate de que todos los documentos y requisitos estén cubiertos para cerrar la venta.

La mejor manera de mantener las expectativas correctas es tener conversaciones informáticas con los compradores sobre cada paso que forma parte del proceso y así mantenerlos felices y sin estrés. Los clientes felices equivalen a recomendaciones y conexiones con clientes potenciales.

Artículo anteriorArtículo siguiente

Log in

You’ll be automatically logged in 5 seconds.

Forgot password?

Forgot your password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Close
of

Processing files…

Send this to a friend